La información a prueba de balas

Jan 10 • Especiales • 1596 Views • Comments Off on La información a prueba de balas

Retweet

Salvador Medina
salvador@elhablador.com.mx

Mucho se ha escrito en infinidad de diarios, revistas y sitios sobre la tragedia de Newtown, Connecticut a manos de un joven que tuvo, sin menor restricción, acceso a las armas que poseía su madre, una de las víctimas. Importa, no sólo por los inocentes alumnos y maestros que perdieron la vida ese día, sino porque es el reflejo de la cultura estadounidense alrededor de las armas y que, incidentemente, afecta a nuestro país.

La controversia sobre el control de armas en Estados Unidos es un tema delicado y altamente político. Es, por si fuera poco, el último escalón que los miembros del Partido Demócrata no se atreven a escalar.

En un debate entre miembros que buscaban la candidatura de este partido a la presidencia de Estados Unidos, Joe Biden ya se había manifestado claramente en este tenor. Las preguntas de ese particular ejercicio democrático, no las hacía un moderador, sino que se emitían a través YouTube por usuarios comunes y se mostraban sin restricciones en vivo.

Steven DepoloEs entonces que un hombre de nombre Jered Townsend pregunta sobre el control de armas, pues quiere saber si sus bebés están a salvo. En ese momento, Townsend saca un arma automática y se refiera a ella como su “bebé”.

El entonces aspirante a la candidatura demócrata, Joe Biden, se refiere al hombre asegurando que si ése es su bebé, entonces necesita ayuda. La respuesta es recibida con aplausos y aprobaciones del público.

Biden continúa su intervención preguntándose si ese hombre está capacitado mentalmente para poseer un arma y considera necesario que se tomen medidas para proteger a los ciudadanos comunes de personas con antecedentes criminales y/o desbalances mentales.

Es quizás por esa postura, que Barack Obama lo nombró, tras la matanza de Connecticut, como la voz autorizada del gobierno para hablar sobre el control de armas. Y pese a que pocos medios se han atrevido a manifestar su visión al respecto, un pequeño diario del estado de Nueva York dio un golpe de poder al publicar los nombres de poseedores de armas en las ciudades de Westchester y Rockland.

El artículo, y el mapa que contenía los nombres y direcciones de quienes tienen registradas al menos un arma en dichos condados, levantaron una controversia que ha provocado mayor debate y ha puesto a muchos en alerta. Combatir fuego con fuego, o en este caso, combatir una enmienda constitucional con otra, ha puesto mayor peso en la balanza de quienes luchan por mayor control en la venta indiscriminada de armas.

El legislador republicano Frank Sparaco dijo en conferencia de prensa que la publicación de esta información era deplorable y temeraria, asegurando que “significaba una amenaza seria a los residentes de Rockland”, el municipio que une a los condados.

Pero lo cierto es que el diario Journal News estaba en todo su derecho de publicar la identidad de cientos de personas, apoyado por la primera enmienda y por la ley de libertad de información que rige al estado de Nueva York.

Emily Bazelon sugiere en Slate que los conservadores y todos los afectados por la publicación de la información, no deberían sentirse amenazados. “Si posees un arma para defensa personal, ¿no hay cierto beneficio en hacerle saber a potenciales criminales que tienes una? Podría verse como una señal de Cuidado con el Perro: una especie de amenaza”.

La respuesta, por supuesto, no se hizo esperar. El diario tuvo que contratar seguridad privada para proteger a sus empleados tras las acciones de un bloguero que dio a conocer los nombres y direcciones de reporteros de Journal News.

Ante esto, el mismo diario amenazó de ir a corte para que otro condado, Putnam, libere los nombres de todos sus poseedores de armas, algo que legalmente está obligado a hacer, y que puede traer consecuencias aun mayores.

Así, ambos bandos están usando sus propios recursos para lanzar una guerra defendiendo su particular postura. Combatir fuego con fuego sólo agrandará el incendio que representa para Estados Unidos y México la venta indiscriminada de armas. Es verdad que deben tomarse medidas inmediatas para detenerla, sin importar las consecuencias.

Y es que, pese a que se vea como un tema político, los gobiernos actuales deben ver que la impopularidad de hoy, podrá significar la existencia de muchos mañana.

Jon Stewart pone el dedo en la llaga

Related Posts

Comments are closed.

« »