‘The Disaster Artist: Obra Maestra’ – Reseña

Jan 16 • Spoiler Alert • 498 Views • Comments Off on ‘The Disaster Artist: Obra Maestra’ – Reseña

Retweet

Salvador Medina @ayudamemalverde

Tommy Wiseau es uno de los personajes más enigmáticos de Hollywood. En 2013, tras el estreno de su película The Room, entró en la iconografía del cine norteamericano como un ejemplo de perseverancia, esfuerzo y enfoque. Algo que, como probó Wiseau, no siempre es algo bueno.

Un personaje que en ciertos sentidos ha tenido una carrera igual de incomprendida y bizarra es James Franco. Actor, productor, guionista, director y artista plástico, es un tipo elusivo e indescifrable. Así puede ser parte de una franquicia multimillonaria como Spider-Man o Planet of the Apes, realizar papeles memorables como el que le valió la nominación al Óscar en 127 Hours, como bien es capaz de adaptar y destruir a Cormac McCarthy en Child of God.

Franco y Wiseau son, en mucho sentidos, poéticos contrapuntos. Ambos cegados por el arte y lanzados a conquistar la gloria de Hollywood de la mano de sus mejores amigos. Y ambos con resultados diametralmente opuestos.

De ahí que The Disaster Artist (Obra Maestra) sea un matrimonio perfecto.

Inspirada en el libro The Disaster Artist: My Life Inside The Room, the Greatest Bad Movie Ever Made de Greg Sestero y Tom Bissell, es una película sobre la amistad y la fidelidad a los sueños. Y algo de locura.

Greg (Dave Franco) es un aspirante a actor que radica en San Francisco, tomando clases en un oficio en el que no logra destacar porque, como dice su maestra interpretada por Melanie Griffith, “parece un perro asustado” en el escenario. Es hasta que conoce a Tommy (James Franco), un valiente pero cegado compañero, que parece salir de su capullo.

Tommy, el excéntrico hombre cuyo origen, fortuna, edad y acento nunca han encontrado explicación, aparece en la vida de Greg como un huracán. Con recursos de su lado, ambos se lanzan a Los Ángeles a conquistar el sueño de ser estrellas de cine.

Pese a que Greg consigue representación pronto, las decepciones comienzan a causar estragos. Aunque posee una apariencia atractiva para Hollywood, el joven no logra concretar papeles. Por el otro lado, Tommy ha descubierto que Los Ángeles es un lugar desalmado. Es rechazado y humillado en cada audición. Su acento y apariencia no ayudan a su falta de talento. Pero cuando parece estar llegando al final, Greg, ingenuo y agradecido, le da un consejo que cambiará profundamente la vida de ambos: si nadie nos da la oportunidad, hagamos nuestra propia película.

Tommy escribe un guión que dará lugar a The Room, considerada por muchos la peor película de la historia.

Con amplios recursos y poco criterio, ambos logran levantar una producción que no se detendrá en nada por estar a la altura los artistas que más admiran, como Marlon Brando y James Dean, actores que ambos quieren emular. Pero la historia de The Room comenzará a imitar a la realidad cuando Greg se enamora de Amber (Alison Brie), una bella joven que creará una inmediata tensión entre los amigos.

En el contexto de la producción, Greg y Tommy podrán su amistad en juego, todo sea por cumplir el sueño que han tenido toda su vida.

Dirigida por el propio James Franco y adaptada por los prolíficos Scott Neustadter y Michael H. Webber, The Disaster Artist es una oda al sueño de Hollywood. Todos los personajes están movidos por el éxito a toda costa, aunque no tengan el talento para triunfar.

En una escena particularmente alumbrante, Greg pregunta a Carolyn (Jackie Weaver), una actriz de la producción, por qué sigue yendo al set. En ese momento, el rodaje es un desastre. El ego de Tommy está evitando que todos hagan su trabajo y lo que quieren es acabar lo antes posible, hartos del comportamiento del director y protagonista.

Carolyn sonríe y responde con sincera alegría: Somos actores. Para ti, para mí, para las personas como nosotros, incluso el peor día en un set es mejor que el día perfecto haciendo cualquier otra cosa.

The Disaster Artist es inspiradora y real. No se toca el corazón para mostrar la crudeza de lo que viven y enfrentan quienes no llegan a la cima, que son la gran mayoría. Sin embargo, hay una lección en su camino y en lo que significa buscar cumplir un propósito a como dé lugar.

 

 

 

Related Posts

Comments are closed.

« »