2013: el año de la televisión

Dec 11 • Artículos, Spoiler Alert • 1572 Views • Comments Off on 2013: el año de la televisión

Retweet

Salvador Medina
salvador@elhablador.com.mx

Ya no es simplemente una predicción o una expectativa para la industria del entretenimiento. Cuando hace unos años todo apuntaba a que la independencia del cine y las nuevas formas de financiamiento darían paso a una nueva era en el séptimo arte, el proceso ha sido más lento de lo esperado. Mientras los nuevos cineastas se adaptan a los nuevos tiempos, la televisión ha abierto puertas y canales.

Y sin duda, en los próximos años, los expertos y críticos de los medios verán el 2013 como un parteaguas en la generación de contenidos originales y en la distribución digital.

Muchos conocen ya el modelo exitoso que significó el estreno de la serie ‘House of Cards’ a través de la plataforma en línea Netflix, un servicio de suscripción que permite acceder a películas y series de televisión. Lo novedoso de ‘House of Cards’, producida por el consolidado cineasta David Fincher y apuntalada por talentosos actores como Kevin Spacey y Robin Wright, fue la inmensa apuesta que representó.

CameraMuchos predijeron que los 100 millones de dólares por dos temporadas de trece capítulos, así como el modelo que abrió, donde todos los capítulos de una temporada se hacían disponibles a los usuarios de manera inmediata, representarían un enorme fracaso. Pero el lanzamiento significó todo lo contrario,  con un retorno inmediato de la inversión con nuevos usuarios en todo el mundo y nominaciones a lo más destacado de la televisión, con la temporada de premios todavía sin terminar.

Además, representó un golpe para todos aquellos detractores de los nuevos medios y su impacto en la industria del entretenimiento. La televisión y sobre todo la distribución digital, se convirtieron entonces en una verdadera alternativa,

Entramos a la era donde la elección se volvió todo. En octubre pasado, durante una conferencia en Mipcom, el mercado más grande de contenidos en el mundo del entretenimiento, celebrado en la Rivera Francesa, se debatió sobre el futuro de la televisión.

Gary Carter, de la compañía productora Shine, señaló algo que muchos analistas que llevaba años cuestionando: si el término “televisión” era todavía relevante. Según Vanessa Thorpe de The Guardian, Carter dijo “cuando hablamos de televisión actualmente en la industria, no está claro si estamos hablando de los programas o del objeto en nuestra sala. Estamos comenzando a hablar más sobre el contenido que de ‘televisión’”.

Sin embargo, asegura Thorpe, uno de los pensamientos más radicales mencionados en Cannes fue que quizás el término ‘televisión’ no sea tan anticuado. Con nuevos métodos de distribución, los usuarios están buscando formas más “confiables” de recibir su programación.

Así, sitios como Twitter y Facebook han tomado nota, acercándose a la industria de la televisión para crear sinergia. Pero, según una reciente nota de la revista Forbes, Twitter ha identificado una mayor oportunidad en el mercado.

En el artículo “Cómo Twitter salvará a la televisión. Y cómo la televisión salvará a Twitter“, el Director Ejecutivo de Twitter, Dick Costolo, aseguró que “conforme crecemos, se ha vuelto cada vez más claro lo que hace a Twitter – público, en tiempo real y controversial – un complemento perfecto para la televisión”.

Y es que lo dicho por Costolo ya lo señaló anteriormente Kevin Spacey, al asegurar que ningún otro medio provoca mayor empatía y reacción en sus espectadores que la televisión. Programas como ‘Breaking Bad’, ‘Scandal’ y ‘The Walking Dead’ encuentran parte de su éxito en la interacción que representan las redes sociales y cómo éstas replican el mensaje a millones de usuarios.

Antonio MartínezAdemás, gran parte del auge de la televisión ha significado su fusión con Internet. Han sido justamente plataformas como Netflix, y más recientemente Amazon y Hulu, los que han tomado la iniciativa y provocaron así que los ejecutivos pusieran atención a una lección clave: todo radica en la creación de contenidos.

Matthew Weiner lo resumió al aceptar el premio a Mejor Serie Dramática en los Globos de Oro por ‘Mad Men’: el éxito para de la libertad creativa. Y hoy más que nunca, por más extraño que parezca, la televisión es el mejor canal para ello. Por supuesto, que esto puede rastrearse a HBO, cuando proclamaron, valientemente, que no estaban produciendo televisión, sino algo más.

El 2013 fue el año de la televisión por muchas razones, pero sin duda una de las más importantes es que se ha complementado con otros medios. Ya no podemos hablar únicamente de televisión, sino la fusión de diversas plataformas.

El cine, una industria que anteriormente marcaba tendencia, se está retrasando en el proceso de adaptación pese al avance en las tecnologías. Sí, algunos visionarios han comenzado a utilizar internet como método de distribución, pero lo cierto es que todavía no es el estándar.

El mejor ejemplo es que la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas, encargada de los Premios Óscar, descalifica automáticamente a cualquier película, documental o cortometraje que haya tenido distribución digital antes de exhibirse en un festival o en salas de cine.

En una época en la que quien pega primero pega dos veces, la industria cinematográfica debe aprender a la televisión. O, más bien, al nuevo medio que se está creando frente a nuestros ojos.

Related Posts

Comments are closed.

« »